Masajes Energéticos en Madrid2018-03-21T08:35:24+00:00

MASAJE ENERGÉTICO

Libera las tensiones físicas a través del cuerpo energético

Masajes energéticos en Madrid: Liberación de las tensiones musculares, contracturas, sobrecargas.. mediante la energía

¿QUÉ ES UN MASAJE ENERGÉTICO?

El ser humano está compuesto de cuerpo físico y de otros cuerpos energéticos o sutiles. Entre estos contamos con el cuerpo emocional, el mental, el espiritual… El cuerpo emocional está compuesto por la energía vital y las sensaciones físicas. El mental aúna todos nuestros pensamientos, nuestro conocimiento… Por su parte en el cuerpo espiritual experimentamos la unidad con el todo, la sabiduría, el amor.
Cada uno de estos cuerpos vibra con una determinada frecuencia y éstas interactúan entre sí. Estas frecuencias vibratorias están condicionadas por cómo se encuentra nuestro interior así como por las circunstancias externas que nos rodean. De tal manera, cuando nos sentimos en paz, la alegría forma parte de nuestra vida, amamos todo lo que nos rodea, nos expresamos como realmente sentimos, estamos rodeados de personas, ambientes, circunstancias… que nos reportan equilibrio, dichas vibraciones emiten en una elevada frecuencia.
Por el contrario, cuando algo nos afecta como el miedo, la depresión, la tristeza, la ansiedad, el estrés, el sufrimiento por las personas que nos rodean… nuestra vibración cambia, emitiendo en baja frecuencia. Esto afecta a nuestro sistema energético afectando a nuestra salud ya sea a nivel físico, emocional o mental, provocando bloqueos energéticos que impiden que la energía fluya libremente por nuestro cuerpo.
El masaje energético actúa sobre esas vibraciones que no emiten en la frecuencia adecuada para nuestro organismo y a través de la energía canalizada las corrigen y devuelven a la frecuencia óptima. En muchas ocasiones estas bajas vibraciones afectan a nuestro cuerpo físico en forma de contracturas, sobrecargas musculares, tensiones… Una vez restaurada la frecuencia vibratoria, estas dolencias remiten y se liberan devolviendo el bienestar al cuerpo físico.

La energía libera en el cuerpo sutil las tensiones del cuerpo físico

¿CÓMO ES UNA SESIÓN DE MASAJE ENERGÉTICO?

El masaje energético está indicado para tratar problemas físicos como sobrecargas, estiramientos, contracturas o tensiones musculares.
Una vez conectado al canal de energía, recorro el cuerpo energético del paciente con mis manos a unos pocos centímetros del cuerpo físico. Durante este recorrido siento las zonas que emiten en una frecuencia distinta, que en ocasiones coinciden con los puntos de dolor del paciente y en otros casos no. En el segundo caso, suelen ser zonas afectadas cuyo reflejo lo siente el paciente en otra zona.

Trabajo todas las zonas en que siento esas vibraciones, bien simplemente colocando mi mano en ella o bien aplicando suaves masajes, sintiendo la energía que se manifiesta como nudos que se van disolviendo poco a poco con dicho masaje.

Tras masajear una zona concreta, vuelvo a testear con mis manos la vibración que emite ahora la zona afectada incidiendo de nuevo si es necesario.
El paciente puede sentir durante el tratamiento diferentes sensaciones como calor, movimiento o estiramiento interno muscular, flujo de energía, disolución de la contractura… siempre con una sensación de relajación. El tratamiento no es traumático en ningún caso. No realizo manipulación de articulaciones ni fuertes presiones, únicamente como comentaba, suaves masajes, casi caricias.

DESPUÉS DE UN MASAJE ENERGÉTICO

En los días posteriores al masaje se pueden experimentar cambios a nivel tanto físico como emocional.
Cuando trabajamos con energía e interactuamos con los campos sutiles, se pueden desencadenar cambios emocionales como el estado de ánimo, estados de euforia o depresivos, alegría o tristeza, ganas de llorar… Todo esto que es perfectamente normal en cualquier terapia energética, también lo es tras un masaje. Se conoce como crisis de sanación y es un proceso de unos 2 ó 3 días que puede producirse aunque no siempre ocurre.
A nivel físico se pueden sentir molestias asociadas a los movimientos de energías producidos durante el masaje, durante los primeros días posteriores al tratamiento. En cualquier caso, se produzcan o no, los beneficios del masaje se sienten enseguida como liberación de la tensión muscular, desaparición de las contracturas…

Como ocurre con otras terapias, trabajamos con las energías sutiles de nuestro cuerpo y por tanto con las emociones que hay detrás de ellas.

Podemos conseguir tras un masaje recuperar nuestro bienestar pero debemos ser conscientes que algo tenemos que cambiar en nuestra vida, en nuestros patrones de comportamiento, para evitar que éstos vuelvan a afectarnos y generar nuevas tensiones a nivel físico.

¿BENEFICIOS QUE APORTA UN MASAJE ENERGÉTICO?

La persona que acude a una terapia de masaje energético, suele hacerlo por molestias físicas. Como indiqué anteriormente, al trabajar con energías, no solamente actuamos sobre el cuerpo físico sino también sobre el energético, lo que aporta beneficios a todos los niveles.
Algunos de estos beneficios son:
  • Liberación de las tensiones musculares
  • Disolución de las contracturas
  • Relajación muscular en las zonas afectadas
  • Al actuar también sobre zonas que no manifiestan dolor, se resuelve el origen de dolencias que se sienten en otros puntos
  • Mejora del estado emocional en general
  • En general, sensación de liberación tanto física como emocional

RESERVA UNA SESIÓN

Reiki, Sanación Chrística, Registros Akáshicos, Péndulo.
Sesiones a domicilio en Madrid y en diversos centros en los barrios de Salamanca, Malasaña, Lavapies y Alcobendas, y también a distancia
RESERVAR CITA